martes, junio 14, 2005

Universos

8 comentarios:

Maximus dijo...

Perdón por mi ignorancia y muy a mi pesar de mi buena memoria, me encantaría saber quien es el autor de estas tiritas historiestísticas...siempre me olvido de preguntarte...

Shered dijo...

Genial! Y aunque parezca paradójico y sea tomado de una forma humorística, a mí personalmente, pocas cosas me dan tanto placer como el observar estanterías llenas de libros... podría (de hecho lo he hecho) pasar horas mirando y leyendo los lomos...

Saludos.

obucnÌ dijo...

La gilada se lee los libros enteros; yo leo comentarios y las contratapas para luego jactarme de poseer una opinión crítica y sólida que, lejos de pertenecerme, es un somero esbozo de consideraciones ajenas.

Alfredo dijo...

Eso que dice irónicamente (espero) obucnج , Lore, es lo que hacen muchos participantes asiduos en foros de Internet ;-): 'lectores de solapas', le decían antes. La malaria intelectual de nuestra época se demuestra por el hecho de que los referidos ut supra suelen ser o decirse expertos en ciencias. Por eso hoy puede uno leer apasionadas arengas que hacen de la Física una ciencia oculta, de la Historia mera literatura y del fóbal una ciencia exacta.

Liniers (ese es el historietista, si no yerro, don Maximus) muestra que las bibliotecas están llenas de universos, y los amantes de los libros solemos gozar tanto de leerlos y coleccionarlos como de mirarlos ordenados (o desordenados, según el estilo de cada cual) en nuestras poderosas bibliotecas o estanterías que hacgan de tales. Es que contienen universos de autores, de lectores, de amigos, ex amigos, antepasados y contemporáneos familiares vivos y muertos, amores, ex amores, neutrones, protones, citoplasmas, normas jurídicas, sueños, acreedores, deudores, hojas de laurel y antipolillas, y hasta boletos capicúas de bondi o viejos boletos de tren, y auténticos señaladores de publicidad de diferentes editoriales, librerías, papelerías y hasta almacenes de suelas o albergues transitorios (no sonrían, que tengo uno de éstos, con una viñeta de Sarah Kay ;-): hay que ver el merchandising que usan algunos empresarios argentinos). Nuestra vida que ha sido y es y todos los universos ucrónicos y utópicos posibles e imaginables.

Atchís, quiero decir: ¡salud!

El Club de la Pulenta dijo...

Cómo sería la biblioteca de Galileo?
Interesantísima metáfora la de la tira.
Siga inspirando pdi!!!
salud, digo.... gracias
Arlequin

Alfredo dijo...

Los literatos que se dan ínfulas de tales y nombran de memoria las descripciones de las solapas son los que yo llamo "pretenciosos" (y de los malos). Y son los que pretenden reducir a sus caprichos digamos filosóficos cosas tan serias y respetables (pero distintas) como la física cuántica y la jardinería con la misma autoridad jerárquica, de donde acaban resultando físicas espirituales o jardinerías algorítmicas. Pero uno nunca termina de aprender a desconfiar de ellos. Y son muy peligrosos: pueden llegar a decirle a la gente ingenua cosas tan espantosas como que "quien va para artista y tiene una psicosis, tiene un tesoro" (lo leí en un foro, por ahí, hace un rato, y mi lectura es: 'soy un pirado, pero sin el talento de Kafka, Dick o Dostóievski, y entonces pa¡ compensar te trato de convencer para que tu visìón del mundo sea la que a mí me conviene tengan los demás para tener razón y sentirme genial';-). Acabo de caer en la cuenta de que este tipo de individu@s, sean de la edad o cultura que fueren, son los que más me aburren e indignan por el daño que invariablemente hacen a los que ocasionalmente les creen.
Pero, como le digo siempre: no me haga caso, que soy un tonto perseguido por alucionaciones culturales. Un beso y buen finde a todos.

obucnÌ dijo...

El tiempo que separa al 30 de Julio de "hoy" es cada vez menor; de hecho disminuye a razón de un día por día.

Nada.

HRH, Queen Of Everything dijo...

Quiero un libro de estas historietas... de este lado del río, no sé cómo encontrarlas.
Tan simple y tan exacto, Liniers.
Lindo tu blog, eh!